¿En qué se ha convertido el Congreso?

Me he quedado estupefacto. Realmente no me lo puedo creer. ¿En qué se ha convertido el Congreso de los Diputados?; ¿En qué se ha convertido el órgano constitucional que nos representa? En un circo.

Mientras los diputados de Compromís llegan al Congreso bajo el ritmo de la marcha "Chimo", los de Podemos no saben donde colgar las cazadoras. ¿Qué nos está pasando? Ese lugar donde se representa a cada español, a cada uno de nosotros, ha generado tantas polémicas en solo "un día de clase" que Rajoy en cinco minutos de debate.


La primera persona en generar polémica ha sido Carolina Bescansa, actual diputada en el Congreso por Podemos, que ha llevado a su hijo al escaño haciendo que el resto de diputados allí presentes le prestasen más caso a él que a Rajoy. Y no por encanto. Incluso un diputado votó para que "el hijo de Bescansa fuera el Presidente del Congreso". Fijaros como están las cosas por el "epicentro".

Sea como sea, no puedo lograr entender como esto fue la noticia estrella del día y no el deambular de Gómez de la Serna por el Congreso. ¿No nos damos cuenta? En el Congreso y, por lo tanto, en el lugar donde se nos representa, estaba, como si nada, Gómez de la Serna. Una persona pendiente de investigación. Una persona que hubiera ayudado a Bárcenas a salir impune de causa. Una persona que se ha lucrado con millones de euros en supuestas comisiones. No, ese no nos importa. Nos importa que Bescansa hubiera llevado su hijo al escaño para luchar por las mujeres, para que puedan recibir dignamente la baja maternal, algo que las mujeres diputadas no tienen como derecho.  Eso sí que nos importa.

En qué se ha convertido el Congreso y en qué nos estamos convirtiendo nosotros.

Hugo Pereira Chamorro


Publicar un comentario

0 Comentarios